Archivo de la etiqueta: Igualdad

¿Es necesaria una reforma horaria?

Con esta pregunta se daba inicio a la conferencia Los horarios en debate: Gestión del tiempo de trabajo el pasado martes 17 de noviembre a Palau Macaya, donde se presentaron dos informes: La gestión del tiempo de trabajo remunerado en el contexto de la reforma horaria por parte de Esther Sánchez y Medidas de conciliación y reforma horaria. Aplicación y opinión de las empresas catalanas por parte de Anna Mercadé.

Estos informes argumentaban la necesidad de la racionalización y la reforma de la gestión del tiempo, entendiendo éste como la construcción social del tiempo, el cual la sociedad divide entre laboral, familiar, personal, etc.
La racionalización horaria se entiende como el conjunto de medidas en el entorno de la organización del tiempo que hacen posible la adaptación y la conciliación de la vida personal, familiar y profesional y, a la vez, una optimización del tiempo de trabajo. Pero no se trata sólo de coordinar los espacios y el tiempo de estas tres esferas, también son presentes usos y horarios como el escolar, de ocio, de participación ciudadana, etc. Esto supone un cambio en los hábitos y costumbres de la sociedad.
Esta propuesta hace muchos años que está en debate en España, puesto que no seguimos el modelo de la mayoría de países europeos y, a la hora de las relaciones internacionales en el mundo laboral, es una dificultad añadida. Aunque estas relaciones con empresas europeas son las que aceleran esta reforma, puesto que para comunicarse y hacer reuniones es necesario conciliar horarios.

El tiempo del trabajo remunerado es el epicentro de esta reforma puesto que es el eje vertebrador del día a día de las personas. Pero para un cambio efectivo es necesario ver todos los usos de los tiempos como conjunto. La interrelación de estos hacen que la reforma comporte un cambio de cultura del país afectando a todos los ámbitos de la vida.CETSC_Horarisadebat

(Nuestros horarios)

Objetivos y beneficios que propone la reforma
Una problemática principal de la gestión actual es la disfunción del horario escolar y el horario laboral, hecho que aumenta la problemática de la conciliación. Por eso, es necesario converger los horarios de trabajos, escolar y comerciales hacia un mismo sentido.
Un aspecto importante es la calidad de vida, uno de los objetivos de esta reforma horaria. Los horarios europeos presumen de invertir en salud en aspectos como disminución de la siniestralidad, incremento de las horas de sueño, alimentación adecuada, tiempo para la práctica de deporte, etc.
La reforma horaria fomenta la cultura, ocio y participación social, aspectos que no se tienen como prioridad en nuestra gestión del tiempo y que son claves para el desarrollo comunitario.
A pesar de que en algunos momentos la racionalización horaria se ha relacionado casi exclusivamente con las mujeres, conciliar los tres ámbitos es una cuestión que implica y beneficia a toda la sociedad. Aún así, no tenemos que perder la perspectiva de género, y es así cuando nos damos cuenta que esta reforma favorece la igualdad de hombres y mujeres.
Uno de los cambios de estas últimas décadas es la masiva incorporación de las mujeres al mundo laboral remunerado. La jornada y los puestos de trabajo actuales se mantienen desde la Revolución Industrial española y en la actualidad no favorecen ni a hombres ni a mujeres. Las tareas de cura siguen relegadas a las mujeres y esto provoca una doble presencia femenina y una doble dificultad de la conciliación por parte de las mujeres.
La reforma horaria se basa en una corresponsabilidad entre las personas integrantes de los hogares y familias. Estamos viendo una pluralidad emergente de formas de convivencia que justifica todavía más la necesidad de adaptarse a los cambios de la sociedad para qué esta funcione mejor y sea más justa por todo el mundo.
La mejora de la conciliación y el rendimiento en todos los usos de las personas provoca una mejora de la productividad en el mundo laboral. Por este motivo, las empresas tienen que tener en cuenta medidas conciliadoras para las personas trabajadoras.
Un punto que puede jugar a favor es la revolución tecnológica que estamos viviendo en este siglo. Las nuevas tecnologías propician la adaptación organizativa y favorecen la aparición de nuevas formas de trabajo flexible, como es el caso del teletrabajo, una cultura todavía muy baja en nuestro país. Los informes muestran la necesidad de concienciar a las empresas de que más horas de trabajo no corresponde a más productividad. Así, otro punto fuerte de la reforma, es el ahorro energético y la eficiencia en los desplazamientos.

Es importante escuchar la experiencia de las empresas, puesto que son quienes detectan y ponen de manifiesto todos estos conflictos de las personas trabajadoras y estudia la viabilidad de las propuestas de la reforma.
Del segundo informe presentado, se extraen los resultados de una encuesta a las empresas catalanas. Con esta encuesta se buscaba la disposición de estas a aplicarse la reforma. El 40% de las empresas catalanas sigue el horario europeo que propone la reforma. El 78% de las empresas sin el horario europeo estarían dispuestas a este si se coordina una reforma horaria integral en toda la sociedad, y sólo un 20% no estarían dispuestas al cambio en ningún caso.

Entonces, si se mejoran tantos aspectos de nuestra vida con esta reforma horaria, ¿por qué no se pone en marcha?
Nos encontramos con dificultades muy concretas pero que tienen mucho peso, como son unos sistemas establecidos muchos fijas, diversidad de intereses y resistencias de muchas partes a cambiar las maneras de hacer tradicionales.
Para un problema de comunidad como el que se plantea es necesaria una solución conjunta: la negociación colectiva, que se lleva a cabo a través de los sindicatos, para tener en cuenta las problemáticas de todas las personas.

Fabian Mohedano, Presidente del Consejo Asesor para la reforma horaria, estuvo presente en la primera mesa redonda de la conferencia. Una de las preguntas que se le planteó fue “¿Cómo las empresas pueden ir en contra de la sociedad?” La respuesta fue clara: “Somos nosotros, como país, quienes vamos en contra del resto del mundo”.

Por eso, es necesario fomentar el debate y la formación para llegar a un consenso de toda la población y caminar hacia una sociedad más equilibrada, eficiente y justa. Al fin y al cabo, se trata de la mejora de calidad de la vida de las personas y del desarrollo de nuestro país.

BLOG ANNA

FP Tareas del Hogar: Una reflexión.

Sin título

Se ha convertido en viral la nueva propuesta del Ministerio de Educación sobre la creación de un curso de formación profesional básica sobre tauromaquia. La incorporación de esta titulación ha suscitado críticas por múltiples organismos sociales y ha polarizado la opinión pública, resurgiendo el viejo debate sobre los derechos de los animales y la relación cultural con el territorio.

Pero, por si fuera poco, el tema no acaba aquí. Nos vemos sorprendidas por el nuevo hachazo dirigido al trabajo doméstico y de cuidados. ¡Sí, así es! La nueva propuesta del Ministerio de Educación propone un FP de tareas del hogar. Entre sorpresas, risas e indignación, nosotras mostramos aquí nuestra reflexión.

Tradicionalmente, se ha asignado un papel social y económico a los hombres y mujeres.  Así, se crea una división artificial del trabajo: el trabajo mercantil por un lado, y el doméstico y de cuidados por el otro, atribuyendo a las mujeres este último. Los dos tipos de trabajo se encuentran dentro de una jerarquía, en el cual los trabajos domésticos y de cuidados se invisibilizan, creando una situación de desigualdad a través de la explotación y dominación. Así se lo argumenta Cristina Carrasco, doctora en Ciencias Económicas (UB):

“La división sexual del trabajo organiza la vida en la sociedad, asignando a los hombres la esfera de la producción, al mercado de trabajo, y asumen el rol de ganadores de pan; las mujeres quedan asignadas al hogar, asumiendo el rol de amas de casa” (Carrasco, 2006).

De este modo, bajo la asunción de roles por sexo, es imposible no imaginar las aulas de este FP repleto de mujeres. Pero, si las mujeres estudian para ser amas de casa, ¿cómo se va a remunerar, qué relaciones laborales se llevaran a cabo, qué tipo de seguridad social tendrán?

Pues bien, sólo hay que remitirse a las empleadas del hogar actuales. Es importante tener en cuenta la existencia de Régimen Especial de trabajadores del hogar. La justificación para crear un apartado separado para las mujeres que trabajan en tareas domésticas y de cuidados de forma remunerada se basa en que hay una relación de confianza con la persona que las contrata. ¿Confianza? nos parece una visión demasiado optimista.

Como parecía evidente, en 2012 había un 94,89% de mujeres y 5,11% de hombres en este Régimen Especial. (Vilaplana, 2013, Impacto sobre las cotizaciones sociales de la integración del Sistema Especial de Empleados del Hogar en el Régimen General.)

De este modo, se define este régimen con “maravillas” como: El horario será fijado por acuerdo entre las partes (Art. 9.1.); En este caso, la responsabilidad de afiliación a la Seguridad Social se atribuye al empleador, pero en caso que éste no realice los trámites correspondientes se da la opción al trabajador de poder realizar este proceso. (Art. 2.3.), dejando por inexistentes las relaciones de poder y explotación en estos trabajos.

A menudo – y como se ha demostrado-, esta explotación se realiza con la complicidad de las instituciones públicas y la legislación, perpetuando antiguos roles de desigualdad social. Por esta razón, en vez de fomentar la corresponsabilidad entre hombres, mujeres y Estado en el cuidado y las tareas domésticas, se legisla en pro de unos beneficios concretos, siguiendo con una visión tradicional y androcéntrica. Y por supuesto, si eres ama de casa tendrás que tener un título, desposeyendo a las mujeres de sus conocimientos.

Para acabar, este FP muestra la intención de volver a rebajar a las mujeres a los hogares, invisibilizadas, sin poder de negociación y dependientes económicamente debido a la precariedad de estos trabajos. Aunque si podemos sacar algo positivo de estas propuesta es el poner el debate de los trabajos domésticos y de cuidados sobre la mesa, la distribución de roles y la imposición a las mujeres de la responsabilidad de llevarlos a cabo, e incluso fomentar la corresponsabilidad de los cuidados entre todos los agentes sociales de forma equitativa mostrando la importancia de estos trabajos.

¿Somos iguales?

A menudo, muchas de nosotras nos sentimos “iguales” a nuestros compañeros del sexo opuesto y no percibimos las grandes inequidades de género que algunos, y sobre todo algunas, se empeñan en señalar. ¡Hemos jugado juntos y juntas en el parque, hemos compartido charlas en la cafetería del instituto o de la universidad, hemos coincidido en espacios de ocio, voluntariado, organización vecinal, trabajamos mano a mano en la oficina… Incluso hemos trazado amistades profundas con el sexo opuesto (como mínimo hasta que llegó la edad en que el emparejamiento y la crianza tejieron una densa red que separó el universo femenino del masculino)!

Sin embargo, no podemos olvidar que desde la infancia recibimos mensajes diferentes, que configuraron identidades distintas, nuestra autoestima, nuestras creencias, nuestros sueños, mensajes que conformaron nuestro sustrato profundo, que siguen condicionando nuestra forma de ser y nuestra forma de entender el mundo.

Muchos de estos mensajes los captamos a través de la televisión, el cine, la música, las revistas y permanecen atrincherados en un rincón de nuestro subconsciente, dispuestos a emerger al mínimo descuido. Mensajes que son la argamasa y los ladrillos de ese muro invisible, pero infranqueable, que las mujeres encontramos cuando tratamos de alcanzar el país de la igualdad.

El documental Miss escaparate, que fue retransmitido por La 2 en el programa Documentos TV, disecciona estos mensajes y los estereotipos de género que estos esconden. A pesar de ser un documental centrado en la sociedad estadounidense, la realidad que nos muestra es perfectamente extrapolable a la del Estado español y, probablemente, a la de cualquier rincón del mundo globalizado.

Miss escaparate analiza la forma cómo la publicidad, el cine y la televisión enseñan a niñas y a mujeres a percibirse como objeto y como esta autocosificación frena su empoderamiento, generando profundas heridas en la autoestima, mermando su autoconfianza y la creencia en las propias posibilidades. Así, el documental nos muestra la relación existente entre  la presión corporal y la escasa participación política y de liderazgo de las mujeres.

Por otro lado, una de las entrevistadas en Miss escaparate nos cuenta cómo aquello que vemos inspira la idea de lo que podemos llegar a ser en este mundo. Y sigue contándonos que de las producciones de animación hollywoodienses realizadas entre 1937 y 2005 sólo 13 han sido protagonizadas por personajes femeninos y, de estos, sólo 1 no aspiraba a encontrar el amor de su vida. Además, la mayoría de las protagonistas de estas producciones aparecen altamente sexualizadas, sin que se den grandes diferencias entre la indumentaria ligera que presentan las princesas de los dibujos animados con la de cualquier personaje femenino de una película dirigida a público adulto.

aladina baixa (2) campanilla1

El documental también nos muestra diversos ejemplos de cómo se construye la imagen de las mujeres como caza fortunas, rencorosas, retorcidas, manipuladoras, vengativas… en definitiva, no confiables y, menos, para las demás mujeres, transmitiendo una idea de las mujeres como eternas competidoras por el premio final: el hombre. ¡Cuánto daño nos han hecho estos estereotipos! ¡Cuán hondo nos han calado! ¡En qué medida han contribuido a que nos autoboicoteemos!

Sin embargo, no es necesario ir tan lejos ni centrarse exclusivamente en el ámbito de los medios de comunicación. Una investigación realizada en el año 2011, que analizó 1715 personajes de los libros de inglés de primaria más utilizados en las escuelas catalanas encontró que un 23% menos de personajes femeninos en los libros de texto. También se constató que se hablaba de la profesión o de las capacidades del 70% de los personajes masculinos y frente al 39% de los femeninos. Por el contrario, en los libros de texto se hacía referencia a la vida personal del 56% de los personajes femeninos y sólo del 17% de los masculinos. Y hablando de las posibilidades de imaginarse de niños y de niñas: en los libros analizados aparecían ingenieros, inspectores, futbolistas, ópticos, inventores, abogados, astrónomos, marineros, astronautas, científicos, buscadores de oro, músicos, guías de safari, cazadores, emperadores, guerreros, pescadores, carteros, etc. Ninguna ingeniera, inspectora, futbolista, óptica, inventora, abogada, astrónoma, marinera, astronauta, científica… Sí muchas maestras, bastantes amas de casa y actrices y algunas sirvientas. Este es el imaginario que nuestras escuelas ofrecen a nuestra infancia.

Desengañémonos, no somos iguales, los materiales con los que se construyó nuestra psique nos situaron en una posición de objetos, de subordinación y debilidad y, desde entonces, nuestra vida es una carrera de obstáculos para superar esta posición. Existe, sin embargo, una rendija de esperanza: contribuir con nuestra acción y pensamiento a desmontar los estereotipos de género fuertemente arraigados en nuestra cultura y, sobretodo, estar alerta, con los cinco sentidos agudizados, y ser capaces de detectar – oler, palpar, catar, escuchar, ver – los estereotipos sexistas que constantemente captan nuestras criaturas y ofrecerles una visión crítica de los mismos. Como siempre, la educación parece ser el camino, quizás el único camino.

http://elsvalorsocults.wordpress.com/descripcio-de-la-recerca/

BECAS EQUALCRITERIA

Becas EqualCriteria para el curso de Agente de Igualdad de Oportunidades

En motivo del mes de Marzo Criteria RRHH convoca 10 becas EqualCriteria: una dotación de 2.600€ (260€ por beca) para la realización del curso Agente de Igualdad de Oportunidades.

El curso Agente de Igualdad de Oportunidades tiene un coste de 600€ que, en el caso de ser beneficiaria o beneficiario de la beca se reducen a 340€, haciéndose cargo Criteria RRHH de los 260€ restantes.

Criteria RRHH es una entidad con una larga trayectoria en el desarrollo de planes de igualdad, la realización de diagnósticos de género y la elaboración de contenidos didácticos e impartición de formación en el ámbito de la igualdad de oportunidades y la equidad de género; habiendo formado en los últimos años a más de 2.500 personas en este campo, tanto en formato presencial, como distancia y on-line.

El curso Agente de Igualdad de Oportunidades está orientado a la formación en perspectiva de género a profesionales que quieran trabajar la igualdad de oportunidades en distintos ámbitos económicos, sociales y culturales; con especial énfasis en el ámbito empresarial.

Se trata de un curso on-line, tutorizado y estructurado alrededor de 7 módulos temáticos, cada uno de ellos acompañado de un foro de discusión y una actividad de desarrollo, además de un módulo complementario de fichas prácticas.

El curso, cuya carga lectiva es de 80 horas, se iniciará el próximo 1 de abril y finalizará el 7 de julio (15 semanas).

becas_igualdad

Condiciones de la beca

  • Inscripción particular (el curso becado no podrá realizarse como formación de empresa, por el mismo motivo tampoco será bonificable).
  • Encontrarse entre las 10 primeras personas solicitantes de la beca (la asignación de becas se hará por estricto orden de inscripción a través del correo electrónico habilitado específicamente).
  • Inscribirse entre el 14 de marzo a las 10.00h y el 28 de marzo a las 15.00h.
  • Contar con un nivel de estudios mínimo de bachillerato o formación profesional de grado superior.
  • La inscripción ser realizará a través del correo inscripciones@criteria.es
  • El asunto deberá ser: “Beca Agente de Igualdad”

Inscripción y solicitud de la beca

Una vez recibido el correo el equipo de Criteria se pondrá en contacto contigo, te informará si has sido beneficiaria/o de  la beca – será así mientras haya vacantes –, ampliará la información referente al curso y tomará tus datos para formalizar la inscripción en el curso y tramitar el alta en el Campus Criteria.

Si necesitas más información puedes llamar al 932 652 677 y preguntar por Noelia Martin o Esther Vicente, nuestras consultoras del departamento de formación.

También puedes obtener más información a cerca de Criteria RRHH a través de nuestra web.

Programa del curso Agente de Igualdad de Oportunidades

  1. La figura de Agente de igualdad:
  • 1.1.  Origen y marco legal
  • 1.2.  Conocimientos, habilidades y competencias.
  • 1.3.  Ámbitos de actuación.

2.    Equidad de género e igualdad de oportunidades:

  • 2.1.  Modernidad y nacimiento de la igualdad.
  • 2.2.  Igualdad, diferencia, desigualdad.
  • 2.3.  3 dimensiones de la igualdad.
  • 2.4.  Discriminación y acción positiva.
  • 2.5.  Gender Mainstreaming.

3.   El género como organizador social:

  • 3.1.  Sexo, género, sexualidad.
  • 3.2.  Estereotipos y roles de género.
  • 3.3.  Ámbito privado, público, doméstico.
  • 3.4.  Agentes de socialización: familia, escuela, jugo y ocio, medios de comunicación.

4.   Derechos de las mujeres:

  • 4.1.  Derechos humanos y derechos de las mujeres.
  • 4.2.  Derechos económicos, sociales y culturales.
  • 4.3.  Derecho de las mujeres a vivir libres de violencia.
  • 4.4.  Derechos sexuales y reproductivos.

5.   Economía y mercado laboral:

  • 5.1.  Economía y crítica feminista: concepto de trabajo, división sexual del trabajo, economía de los cuidados.
  • 5.2.  Desigualdad de género en el mercado laboral: techo de cristal, segregación vertical y horizontal, brecha salarial, conciliación.
  • 5.3.  Emprendimiento femenino.
  • 5.4.  Mujeres y cooperativismo.
  • 5.5.  Mujeres y ámbito rural: soberanía alimentaria.

6.  Androcentrismo y nuevas masculinidades:

  • 6.1.  Androcentrismo: lenguaje, historia, educación, usos del tiempo, salud.
  • 6.2.  Otra masculinidad es posible: hombres por la igualdad y grupos de nuevas masculinidades.

7.   Planes de igualdad en las organizaciones:

  • 7.1.  Definición y marco legal.
  • 7.2.  Fases del Plan de igualdad: compromiso, diagnóstico, planificación, ejecución y evaluación.
  • 7.3.  Ejes del Plan de igualdad: características de la plantilla, acceso y selección, desarrollo profesional, condiciones de trabajo, prevención de riesgos laborales, prevención del acoso, usos del tiempo, comunicación y marketing.

8.   Módulo complementario: fichas prácticas para la dinamización de grupos y la facilitación de procesos.